Caravana migratoria por el sueño americano

Caravana migratoria por el sueño americano
Comparte en tus redes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Conformada por alrededor de tres mil personas originarias de Honduras y Guatemala, una caravana migrante se acerca a nuestro país con el objetivo de llegar a Estados Unidos para pedir asilo.
Su sola presencia ya prendió las alertas en Estados Unidos y desató la ira de su presidente Donald Trump, quien ordenó a los gobiernos centroamericanos –a través del vicepresidente Mike Pence– que impidan el paso de los refugiados, so pena de recortarles los apoyos económicos.

A la par de la llegada de los hondureños el próximo viernes, se anunció también la visita a México del canciller estadunidense Mike Pompeo. Visita que ocurre a menos de dos meses de concluir la presente administración que encabeza el presidente Enrique Peña Nieto.

El trayecto de la caravana, sin embargo, no será fácil toda vez que en la frontera sur de nuestro país ya fueron desplegados elementos de la Policía Federal con el propósito de coadyuvar en las labores del Instituto Nacional de Migración. Se trata, se dice, de brindar seguridad a todas las personas, dijo el comisionado de la PF, Manelich Castilla.

Y aunque el Instituto Nacional de Migración (INM) dijo que se privilegiará a aquellos que cumplan con todos los requisitos de ingreso a nuestro país, se tratará de generar las condiciones para que esto se haga de manera más fluida, más eficaz y ante una eventual saturación, se implementará un dispositivo que salvaguarde la vida de todas las personas.

Las autoridades tienen conocimiento de la existencia de redes de trata y tráfico de personas que podrían estar a la caza de los migrantes, y en realidad el operativo de los policías federales es para disuadirlos.

Relacionado...  AMLO y su enojo contra la mafia del poder ¿Qué es la mafia del poder?

Ante la llegada de los migrantes, el gobierno federal tiene planeado “invitarlos” a la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) para que presenten su trámite y esperen, en las estaciones migratorias, su dictamen.

La situación que se enfrenta en la frontera sur no es fácil pues existe una fuerte presión de organismos nacionales e internacionales en torno a que se permita la llegada a los grupos vulnerables. Pretenden hacer valer los tratados que México ha firmado para que los migrantes puedan llegar a su objetivo y solicitar refugio.

A ello, el gobierno de nuestro país ha dicho que apostará a un retorno seguro y ordenado a su país de origen de los migrantes que ingresen de manera irregular. Sin embargo, ahí comienza el problema, porque ¿quién va a pagar el traslado de todos ellos? Con toda seguridad los guatemaltecos no van a querer asumir esa responsabilidad.


Comparte en tus redes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *